Aadir un poco de texto 3

Ø  LOS MAYORES Y EL CORONAVIRUS 

       Indudablemente, de una forma extrema y mucho más intensa que al resto de la población, el virus actual ataca preferentemente a la 3ª y 4ª edad, y las cifras lo dicen claro: 

En España, a 18 de abril: 

              - Muertos por coronavirus: Cerca de 20.000 

              - De éstos, 12.500 en residencias de ancianos 

              - Más del 85% de los fallecidos tenían más de 85 años 

Los mayores se saben en primera línea de fuego, y tienen más probabilidades de enfermar, de ingresar y de morir que el resto de la población con lo que su estrés es máximo. 

Si a esto añadimos que viven en Madrid, la población española más afectada, y que en muchos casos tienen conocidos, amigos o familiares ingresados o muertos, a los que no pueden acompañar, todo ello hace a los mayores especialmente vulnerables y propensos a sufrir depresiones y TEPT. 

Es importante señalar el efecto que una cuarentena prolongada puede tener sobre los grandes síndromes psiquiátricos, el de inmovilidad, el de inestabilidad-caídas, y el del deterioro cognitivo. 

Encerrados en casa, sin hacer ejercicio, sentados en sus sillones, muchos con escaso manejo de las nuevas tecnologías, aislados, limitarán sus movimientos, y tenderán a salir menos después de la cuarentena, al verse más torpes y en muchos casos, más asustados.